martes, 23 de octubre de 2012

La fiscalía limpió y dio esplendor


No es de recibo que hayamos tenido que esperar años para confirmar las escandalosas sospechas de que en el concurso de ambulancias de Canarias algunas empresas partieron con ventaja. Por conocer, algunas conocían con antelación a la decisión de la mesa de contratación incluso los colores y los logotipos con los que habrían que rotular los vehículos. Otras conseguían ganar sin garantizar la debida solvencia económica, muy al estilo de lo ocurrido en el caso Lifeblood; cuando no se adjudicaba un servicio de ambulancias a una ONG que como más solvente aval presentaba ser la tenedora de un taller de mecánica a través del cual se movieron millonarias subvenciones.  Había que financiar al partido, en unos casos más que evidentes, o a determinadas personas que seguramente acabarían financiando al partido o a sus dirigentes, en otros expedientes aún bajo sospecha. Que la jurisdicción de lo Contencioso-Administrativo haya confirmado las clamorosas irregularidades de los diversos concursos de ambulancias, repartidos de manera zonal, no tiene por qué equivaler a que los responsables de esos desaguisados respondan política o penalmente por ello. Políticamente, porque en este país nadie da la cara cuando se le descubre esta insultante sarta de indecencias. Y penalmente porque, aun habiéndose abierto una causa penal por querella de una de las empresas afectadas, ya se encargó la fiscalía provincial de Las Palmas de desplegar todo su poder para que se archivara de inmediato. No en vano, una de las querelladas era la esposa del fiscal jefe, Guillermo García-Panasco, imputada también en el caso Lifeblood junto al abogado Javier Artiles, quien por cierto la defendía en el pleito de las ambulancias. La Audiencia Provincial ha ordenado reabrir. Veremos hasta dónde llegan.

Muchas preguntas, una misma conclusiónhttp://www.canariasahora.es/topsecret/ampliar/17639/


12/09/2012
LOS CONCURSOS DE LA ERA RUANO-ROLDÓS ERAN DE TRACA

Muchas preguntas, una misma conclusiónhttp://www.canariasahora.es/topsecret/ampliar/17639/A la vista de la demoledora sentencia emitida esta semana por el Tribunal Superior de Justicia de Canarias, sentencia que se acumula a otras en idéntico sentido y a la que se sumarán otras más por uniformidad de criterios, cabe preguntarse muchas cosas y llegar finalmente a la misma conclusión. Las preguntas son de manual: ¿hubo algún concurso en la era Ruano-Roldós que pueda merecer a los ojos de cualquier experto en Derecho Contencioso-Administrativo la consideración de limpio? ¿Se tomaron las debidas medidas de garantía en todos los procedimientos para evitar, por ejemplo, favorecer premeditadamente a un concursante frente a otro (tráfico de influencias); adjudicar indebidamente a sabiendas (prevaricación);  impedir el acceso de particulares a documentos, órganos y/o decisiones expresamente limitados a funcionarios públicos? Porque Gestión Sanitaria de Canarias, por lo que dicen las sentencias y conocemos los periodistas que hemos indagado algunas de sus arbitrariedades, parecía un auténtico coladero por el que se adjudicaban, sin las estrictas medidas de control de la Administración, concursos multimillonarios a empresas amigas, financiadoras de uno u otro partido, o potenciaba el papel de ilustres letrados -asesores externos- a los que, desde otros ámbitos, se les adjudicaban otros concursos muy golosos. Verbigracia, Lifeblood.

Sanidad recurre la nulidad del concurso de ambulancias

El TSJC anula al completo el concurso de ambulancias de 2008

Escándalo en el concurso de ambulancias

AENA suprimirá la presencia diaria de ambulancia en el aeropuerto

http://www.lanzaroteahora.es/imprimir/noticia/983/



Según publica en su página web, AENA saca a concurso el Servicio Sanitario en el aeropuerto de Lanzarote, con menos servicios que ahora.
El aeropuerto de Guacimeta cuenta, o debería contar en la actualidad,  con una ambulancia y un equipo sanitario compuesto por un médico o enfermero y un técnico-conductor todas las horas en las que está operativo el aeródromo. Pues bien, a partir del concurso, el servicio sanitario de emergencias permanecerá abierto y realizando su actividad de atender a pasajeros, visitantes, trabajadores de Aena, etc... sólo 50 horas a la semana y ni siquiera todos los días. Las horas de presencia física del médico o enfermero en el botiquín del aeropuerto dependerá ahora del numero de vuelos que en ese día entren o salgan del Aeropuerto.
Con estos recortes AENA se ahorrará dinero en uno de los aeropuertos proporcionalmente más rentables del Estado. El actual concurso sale a licitación por 81.000 euros cuando habitualmente solía estar en los 244.000 euros, según fuentes cercanas a Aeropuertos Españoles.Al parecer AENA tiene intención que sean los servicios del 112 quienes acudan en caso de necesidad.
Este nuevo recorte de servicios se produce días después de conocer la intención de AENA, muy contestada entre la sociedad insular, de eliminar la primera media hora gratuira de los aparcamientos.

Stefano Pellegri